• 9849-xxx-xxx
  • noreply@example.com
  • Tyagal, Patan, Lalitpur

Energía solar más barata que combustibles fósiles en África

El desarrollo de la energía solar y su bajada de precios está permitiendo acceder a ella a 1.300 millones de personas que no tienen acceso a las redes de distribución eléctricas en el mundo.

La caída de precios de los LED, de las baterías, y de los paneles solares, unido a sistemas de comercialización innovadores, están permitiendo a millones de hogares en África y otras partes del mundo, dejar de lado las peligrosas lámparas de queroseno y pasarse a sistemas de iluminación eléctricos, renovables, limpios y seguros. Estos sistemas además ofrecen la posibilidad de recargar los teléfonos móviles, que se encuentran ya en cualquier parte en los países subdesarrollados, sin depender del alquiler de cargadores, cuando se tiene la suerte de tener acceso a ellos.

Los avances tecnológicos y la bajada de precios están abriendo un enorme mercado potencial para la energía solar: los miles de millones de personas en el mundo que no disponen de redes de distribución eléctrica. A pesar de su pobreza, estas personas tienen que pagar mucho más por una iluminación deficiente y peligrosa que los ciudadanos del primer mundo, ya que utilizan las ineficientes lámparas de queroseno, que además producen un gran impacto medio ambiental con sus emisiones.

Mientras en la mayor parte del mundo la producción de electricidad mediante energía solar cuesta más que si se utilizan sistemas convencionales de generación -especialmente si se incluyen los costes de almacenamiento, las baterías, y los de gestión de las redes eléctricas- en los países subdesarrollados, adquiere pleno sentido económico ya que los pequeños sistemas generadores cuestan la mitad que el queroseno.

Miembro de IndiGo mostrando su sistema de generación solar a los potenciales clientes

“Este sector se ha disparado”, comenta Richenda Van Leeuwen, directora senior del equipo de Energía y Clima de las Naciones Unidas, “Ha ocurrido un cambio radical en los últimos cinco años. Esta aceleración del mercado se ha visto incentivada por la llegada de los LEDs de bajo coste. No hace demasiado tiempo, las bombillas requerían de un panel solar que generara de 20 a 30 vatios, ya que sólo las bombillas incandescentes eran asequibles. Los LEDs son mucho más eficientes, ahora la gente puede disponer de iluminación utilizando un pequeño panel solar que sólo genera un par de vatios”.

Pero no sólo las mejoras técnicas han bastado para romper el mercado. Sistemas de alta calidad, con un par de lámparas LED, y baterías con almacenamiento suficiente para proporcionar iluminación durante horas, cuestan menos de 50 dólares. Estos sistemas con el ahorro que generan se pagan a sí mismos en un par de años, pero el desembolso inicial es todavía demasiado alto para la mayoría de las personas.

Empresas como Eight19 y su sistema de prepago, sobre el que ya escribimos aquí en: IndiGo, el prepago lleva energía solar a países en vías de desarrollo, es una de las muchas compañías que ofrecen un sistema de pagos que hacen accesible la energía solar para las personas con pocos recursos, al dividir un pago inicial imposible de realizar en una serie de asequibles pagos semanales.

«Escalera energética» según IndiGo, desde la desconexión a la «energización»

Varias empresas, incluyendo las principales del sector de las telecomunicaciones, están utilizando variantes sobre este sistema de prepago. Una cosa que en estos momentos diferencia a Eight19 es que cuando un cliente ha cubierto el coste del dispositivo inicial, -por lo general esto requiere de unos 18 meses- éste se puede ampliar con un panel solar de mayor tamaño, una batería más grande, más lámparas consiguiendo la posibilidad, por ejemplo, de alimentar también una radio u otro pequeño electrodoméstico. De esta manera, utilizando sólo el dinero que se gastaría en queroseno o para alquilar el cargador del teléfono móvil, poco a poco se puede ir reinvirtiendo como para conseguir la energía suficiente que haga funcionar un pequeño refrigerador, o cualquier otro dispositivo eléctrico o electrónico.

Eight19 ha probado ya el producto con cientos de clientes y está iniciando un proyecto para vender 4.000 sistemas en colaboración con la ONG Solar Aid, que facilitará la distribución. Pero aún así esta empresa es un pequeño jugador en el mercado hasta este momento. Empresas más establecidas como D.light han vendido más de un millón de sistemas de iluminación solar. Según comenta Bransfield-Garth CEO de Eight19, “Hay unas enormes posibilidades de crecimiento. Los más pobres pagan cantidades desproporcionadamente altas para cubrir sus necesidades básicas en iluminación. La energía solar funciona muy bien en este mercado.”

Fuente:    technology review – Published by MIT   Imágenes cortesía Eight19

Tags: Africa, Batería, Eight19, Energia solar, IndiGo, LED, Naciones Unidas, ONG, Países subdesarrollados, Paneles solares fotovoltaicos, Prepago, queroseno, Solar Aid

Categoría: Ahorro Energético, Autogeneración, Empresa, Energía, Fotovoltaica, Generación Distribuida, Solar