• 9849-xxx-xxx
  • noreply@example.com
  • Tyagal, Patan, Lalitpur

La energía solar una alternativa a los insecticidas químicos

Sistema de doble lámpara para la lucha contra los insectos mediante energía solar fotovoltaica

Los insecticidas químicos no son nada buenos para el medio ambiente ni para los seres humanos y su fin puede estar más cerca si este invento de AgriSolar Solutions resulta tal como ellos lo plantean.

La idea es atraer, desorientar y finalmente matar a los insectos a través de un sistema que funciona mediante paneles solares fotovoltaicos.

Según AgriSolar, su dispositivo puede eliminar a entre el 85 y el 90% de los insectos nocivos de una explotación agraria. Yo me temo que también eliminará a los beneficiosos, pero eso también ocurre con los pesticidas y además envenenando el medio ambiente. Esto lo consiguen a través de una lámpara diseñada por ellos, similar a las de bajo consumo, que funciona en un espectro de color que atrae a los insectos.

Con una sola lámpara se puede cubrir la sorprendente superficie de 8 hectáreas, 80.000 metros cuadrados. Mucho me parece a mí, pero el caso es que el invento funciona y está probado. En ese radio de acción, los insectos son atraídos por la lámpara, se aturden y posteriormente caen en un balde con agua, donde mueren.

Resultados obtenidos con el sistema de AgriSolar Solutions

Las placas solares proporcionan la energía durante el día, las lámparas se conectan al atardecer cuando los insectos están más activos, y entonces empieza a realizar su función.

Las instalaciones de la empresa se encuentran en Shenzhen, China, y aunque el dispositivo parece demasiado bonito para ser cierto, en estos momentos 40.000 unidades están ya en funcionamiento en explotaciones agrícolas de más de 20 provincias de toda China, protegiendo de dañinos insectos a docenas de tipos de cultivos diferentes.

Con respecto al coste del dispositivo, AgriSolar calcula que el insecticida más barato disponible en China cuesta alrededor de 9 dólares por cada 0,40 hectáreas mensualmente. Si utilizásemos un insecticida orgánico de mayor calidad, el coste alcanzaría los 60 dólares para la misma superficie e igual tiempo. En comparación, el coste de su dispositivo lo sitúan en 1 dólar por cada 0,40 hectáreas al año.

Esto representaría, de ser ciertos los cálculos de la empresa, un gran ahorro económico además de los beneficios medioambientales que se consiguen con su utilización.

Sistema insecticida por energía solar fotovoltaica de AgriSolar en un invernadero

Confiemos en que todo esto sea cierto y que cuanto antes veamos en funcionamiento estos dispositivos en todo el mundo. Será una buena y eficaz manera de luchar contra las plagas de forma ecológica y sostenible.

Fuente:   AgriSolar Solutions

Tags: Agricultura ecológica, Agricultura sostenible, AgriSolar Solutions, China, Energia solar, Insecticida, Inventos, Lucha contra insectos, Paneles solares fotovoltaicos

Categoría: Autogeneración, Empresa, Energía, Fotovoltaica, Medio Ambiente, Solar, Sostenibilidad